Volvorii: el smartshoe que cambia de color

Volvorii: el smartshoe que cambia de color

volvorii smart shoe

Volvorii Timeless Smartshoe es un zapato creado por Ishüu technologies (compañía con sedes en China y Lituanía) promoviendo la idea de un 3X1 Tecnológico. Gracias a una aplicación móvil y un mecanismo instalado en su calzado, consiguen que sus salones o peep toes cambien de color ¿Queréis ver cómo?

Volvorii es un paso más dentro de la ingeniería del calzado. Si os hemos enseñado zapatos capaces de cambiar de altura con tacones intercambiables magnéticos como los de Mossto   o aquellos que soportan diferentes complementos mediante imán para adaptarse a varias circuntancias, como eran los  Bylarin , ahora se han inventado los smart shoe. El dispositivo instala dentro del zapato con una batería, un chip receptor y mecanismo blue tooth, que permite al papel electrónico  ‘teñirse’ con tinta electrónica en dos colores (blanco o negro) o en un estampado con signos sencillos que se inspiran en el típico motivo de Louis Vuitton.

volvorii blanco negro

 

volvorii negro

Cada uno de los diseños de la tira transversal de estos zapatos de tacón puede durar entre 2 y 6 meses sin recargar la batería, la cuál se rellena a través de un cargador wireless se pueden cambiar a través de la aplicación específica de Volvorii en el móvil.

Cada para cuesta 499 dólares y el envío a Europa otros 50 dólares. La razón de estos precios, además de hablar de un gadget de moda hiper innovador y que nos permite obtener 3 zapatos modernísimos en un sólo par, es que, de momento, se fabrican bajo demanda. Los primeros pares de hecho se ha realizado mediante campaña de financiación abierta cómo un crowfunding, lo que ha permitido que la primera tirada se vendiera por tan sólo 150 dólares y de la que aún quedan 10  pares por adjudicar a ese costo.

No sabemos bien si la idea de la compañía es crear una línea estable o no, aunque sería lo más lógico, pero si sabemos que el plan es seguir buscando nuevos modos de customizar los zapatos tanto física como digitalmente. Hasta ahora se transmite por internet y mediante boca a boca o ‘publicidad personal’: cada comprador se convierte en una referente para el producto que comparte con sus amigos y si estos deciden hacerse también con un par de estos zapatos a partir de su enlace o contacto, benefician al primer comprador: si éste consigue 5 nuevos compradores personales o 10 a través de su cuenta de Facebook, su propio par le saldrá gratis.

Los zapatos definitivos están ahora mismo produciéndose y llegarán a sus afortunados dueños en diciembre. ¿Te gustaría ser uno de ellos? ¿Qué te parece la idea?

Sin Comentarios

Deja tu comentario